“Queremos llevar al concejo una ordenanza marco que estipule porcentajes de la plusvalía en afectaciones específicas como salud, educación y seguridad”

Un mano a mano con el ganador de la interna de Juntos por el Cambio en Funes

Compartir:

Claro vencedor de las internas de Juntos por el Cambio, quedando además a poco más de 900 votos de la candidata oficialista del Frente de Todos, Juan Ignacio Rimini, candidato a concejal del partido fundado por Mauricio Macri en las generales de Noviembre próximo, ya perfila su futura labor legislativa. 

Si bien sos el claro ganador en las PASO, cada contienda electoral deja un aprendizaje. ¿Cuál fue el tuyo?

Hay claramente una polarización no de partidos sino de sistemas de alianzas.

El Frente Progresista es una herramienta electoral que sirvió siempre a la oposición a nivel nacional pero que está desorganizada, atomizada. 

El Justicialismo, en momentos de la historia, tiene facetas de izquierda, en otros de derecha y el radicalismo necesita tener ese pragmatismo, esa convicción de salir a liderar y a gobernar. Era necesario tomar esta decisión y lo hablo desde nuestro espacio a nivel provincial y local donde el radicalismo jugó dentro de Juntos por el Cambio en esta elección. 

Nosotros tomamos una decisión muy difícil porque éramos referentes del Frente Progresista en la ciudad y nos convertimos, gracias al acompañamiento de los vecinos, en referentes de Juntos por el Cambio. Entendimos que los tiempos electorales cambian y se daba un proceso de polarización. 

A nivel provincial, me quedo con las palabras de Martín Lousteau y Maximiliano Pullaro: es necesario ampliar el frente político y esta elección ha demostrado que se ha ampliado en una forma fenomenal con Facundo Manes en Buenos Aires, con Lousteau en Capital Federal y Pullaro en Santa Fe. Me parece que hay que trabajar a futuro con el Frente Progresista para armar una buena chance electoral que pueda armar la provincia.

A nivel local ¿Cómo ves el trabajo en conjunto dentro de Juntos por el Cambio?

Si bien tenemos algunas discrepancias respecto a la ciudad, concordamos en que el crecimiento de Funes es ineludible y que tenemos que trabajar en conjunto para organizarlo y mejorar la calidad de vida de los vecinos.

Estamos a días de la elección. Aún no hemos tenido el momento para dialogar más allá de algunos llamados. En los próximos días lo vamos a hacer, hay mucho para trabajar. Yo fui concejal durante cuatro años y compartí el Concejo con Ana Martelli y Carlos Olmedo y nos pusimos de acuerdo en muchísimos proyectos. Entiendo que podremos trabajar en conjunto también con Gonzalo Miranda Aguiar y otros sectores del radicalismo.

Fuiste muy crítico al manejo de los fondos de la plusvalía originados por los distintos desarrollos que se están llevando a cabo en la ciudad. ¿Cómo debieron ser administrados?

En primer lugar, hay que transparentar las decisiones de recursos que son extraordinarios. Los recursos deben estar transparentados de acuerdo a su destino y eso el Consejo no lo estuvo haciendo. Por eso en la campaña planteamos la transparencia y también la planificación. La falla del ejecutivo municipal es no empezar a ver a largo plazo la aplicación de recursos extraordinarios. 

Entendemos que el desarrollo de la ciudad se está dando, que el comercio crece, que hay mucho flujo de inversión y en este sentido es importante que tengamos algún marco de acuerdo político y debatamos para empezar a ordenar las prioridades, porque si bien se solucionan determinados conflictos, como por ejemplo la pavimentación de calles que fomentan la movilidad, el tránsito no es más que la punta del ovillo de una serie de conflictos que se darán a futuro, como lo son la falta de educación, salud y seguridad. 

Entiendo que en menos de 10 años la ciudad llegará a tener no menos de 100.000 habitantes, esto me preocupa en el largo plazo para contar con las prestaciones que debe ofrecer el estado en materia de seguridad, educación y salud

¿En este sentido estás pensando en presentar algún proyecto en caso de ser elegido?

Queremos llevar al concejo una ordenanza marco que estipule porcentajes de la plusvalía en afectaciones específicas como salud, educación y seguridad. 

Es importante además acceder a través de la página del Concejo a las ordenanzas en las que se están trabajando. Esto forma parte de la transparencia institucional a la que nos referimos. 

“En menos de 10 años la ciudad llegará a tener no menos de 100.000 habitantes, esto me preocupa en el largo plazo para contar con las prestaciones que debe ofrecer el estado en materia de seguridad, educación y salud”

Se han tomado en este proceso decisiones muy complejas y muchas veces no se han dado los mecanismos de participación necesarios, como por ejemplo un registro de oposición, producto de un autoritarismo municipal que es la forma de gobernar del kirchnerismo.

Si bien la seguridad es de competencia provincial, la problemática ha tomado una magnitud donde ya es necesario el abordaje municipal.

¿Te preocupa que el crecimiento de la ciudad venga acompañado de mayor inseguridad?

Hay una mayor interrelación entre Funes y Rosario, producto del crecimiento de ambas ciudades, mayores vías de acceso y hay que actuar preventivamente

Tenemos un destacamento policial en la zona Este de la ciudad y no tenemos presencia en la zona Oeste. 

Si bien el trabajo de la COE es muy bueno debemos tener en cuenta que la tasa de delito puede llegar a crecer. La cantidad de efectivos policiales debe ser mayor, el otro día el Intendente recibió tres motos y eso no alcanza para un territorio tan extenso como Funes. 

“La mirada preventiva y de planificación tienen que estar porque los tiempos de los presupuestos provinciales son lentísimos”.

Ese es otro debate que debe darse con el Ejecutivo Municipal en el marco del Concejo.

Hay una inseguridad en alza, me han escrito vecinos preocupados, por ejemplo del Barrio Don Mateo,  por arrebatos, escruches, que son los delitos clásicos de acá y que se han venido dando.

Entiendo que el caso del hermano del Presidente de Newell’s, ha sido un hecho aislado. No estamos en los niveles de Rosario pero tenemos que estar con la guardia alta. 

La mirada preventiva y de planificación tienen que estar porque los tiempos de los presupuestos provinciales son lentísimos. Hay un ejemplo que lo muestra claramente: tardamos ocho años en habilitar la escuela 1061 y ahora esta escuela nos queda chica.

Tenemos que dar un debate para planificar para el largo plazo y no quedarnos en el corto con algunas obras de conectividad, el debate debe abordar toda la infraestructura de la ciudad. 

Otras Noticias